Lamentamos profundamente los acontecimientos ocurridos en Guerrero y nos solidarizamos con las personas afectadas por el impacto del huracán Otis el pasado 25 de octubre.

Estamos en comunicación con las autoridades locales y nuestros aliados para determinar la forma más efectiva de brindar apoyo a nuestros hermanos afectados por los destrozos en su infraestructura.

Es ahora, más que nunca, el momento de unirnos y demostrar nuestra solidaridad inquebrantable durante estos tiempos tan difíciles.

Información: FORMULA 1 GRAN PREMIO DE LA CIUDAD DE MÉXICO