Subviraje es el término correcto para referirse al deslizamiento de las llantas delanteras de un vehículo al momento de tomar una curva, en la que éstas pierden adherencia a la superficie y comienzan a desplazarse hacia afuera de la curva, mientras las llantas traseras se mantienen en su lugar.

Esto sucede más frecuente en los vehículos con trasmisión FWD (de tracción delantera) y es por algunas prácticas en la conducción y el estado mecánico del vehículo que se provoca este desplazamiento recto en una curva:

1)    Conducción: al momento de acelerar demasiado en una curva con un vehículo de tracción delantera.

2)    Estado del vehículo: presión inexacta de las llantas, suspensión delantera más dura que la trasera, menor altura en la parte delantera del auto con respecto a la trasera, falta de alineación en las llantas.

El subviraje sucede más comúnmente en vehículos de tracción delantera y es más fácil de controlar este fenómeno que el efecto contrario, que sería el sobreviraje, debido a que las llantas delanteras llevan el rumbo del vehículo.