La empresa automotriz Ford Motor Company dio a conocer el nuevo sistema llamado (CCD) que implementara en su modelo Fusion V6 Sport a partir del 2017.

Se trata del Sistema de Amortiguador Controlado Continuo o “CCD” por sus siglas en ingles (Continuosly Controlled Damping). Este sistema funciona con 12 sensores de alta resolución en la parte delantera del vehículo que monitorean la superficie del piso cada dos milisegundos en busca de cavidades en el camino (baches), cuando es localizado un bache, el sistema “CCD” ajusta la rigidez del amortiguador correspondiente a su nivel más alto, para evitar que el neumático llegue al fondo del hoyo y golpee severamente los bordes del bache que se aproxima, de inmediato la rueda delantera comparte la información con la rueda trasera y esta tendrá la misma reacción de endurecer el amortiguador al momento de pasar sobre el bache.

Tan solo en la ciudad de México se calcula que los automovilistas gastan al año hasta 36 millones de pesos en reparaciones, accidentes, daños a terceros y gastos médicos a causa de los baches de esta ciudad, siendo el tiempo de lluvias el más accidentado.

Sin lugar a dudas esta tecnología ahorrara mucho dinero a los clientes de Ford al menos aquí en México. Los daños en los autos pueden ser: ponchaduras, golpes en rin, chipotes en llantas, abolladuras en chasis y/o carrocería, daños en amortiguadores, suspensión y dirección. También algunas personas pueden presentar lesiones a causa de los baches como: esguinces, dolor de cuello, dolor de espalda, desgaste en vertebras y/o cervicales.